223 vistas sitio anterior

Es una realidad preocupante en México: solamente el 8% de la población cuenta con un seguro de gastos médicos mayores (GMM), ya sea contratado de manera voluntaria u otorgado como prestación en el ámbito laboral; de forma individual o colectiva. Por otro lado, aquellas personas que tienen acceso a la seguridad pública están inconformes con el servicio y, en la medida de sus posibilidades, acuden al sector privado para atender asuntos relacionados con su salud. ¿Por qué sucede esto? ¿Cuáles son las causas por las que la mayoría de la población no cuenta con un seguro de gastos médicos mayores y decide desembolsar su dinero para recuperar la salud?

Analicemos las razones detrás de este bajo porcentaje en la contratación de seguro de gastos médicos. Por un lado está el costo, que podría ser la razón más obvia; sin embargo, en realidad los dos grandes obstáculos son el desconocimiento sobre los procesos de contratación y la desconfianza al momento de la reclamación, lo que trae como consecuencia un bajo nivel de penetración de este tipo de productos que ofrecen las empresas aseguradoras. La verdad puede ser muy dura, la gente desconfía de “las letras chiquitas” al momento de, una vez contratado, querer usar su seguro de gastos médicos mayores.

Sin duda es un tema que se vuelve complejo abordar. Si a lo anterior se le agrega que culturalmente existe la tendencia a confiarse excesivamente en lo referente a la salud, que preferimos creer que tenemos todo bajo control y que “a nosotros no nos va a pasar”; esto deriva en una serie de consecuencias que van desde complicaciones financieras, hasta negligencia por nuestra parte, por no afrontar de la mejor forma posible la recuperación de nuestra salud.

Además debemos agregar que la terminología proveniente de un seguro de GMM es ya una complicación, y si a eso le sumamos que al ocurrir un siniestro se le agregan los conceptos médicos de patología, diagnóstico y terapéutica, pues la desconfianza aumenta. Por ello, la cultura del seguro y más del de gastos médicos mayores tiene poca penetración en la población mexicana, aunque las empresas aseguradoras pagan millones de pesos cada año en los más diversos padecimientos y en campañas publicitarias; esto no es suficiente para que cambie la imagen de las aseguradoras.

La desconfianza, el desconocimiento y el costo: Los principales obstácuLos para contratar un seguro de GMM Los factores anotados anteriormente son, a grandes rasgos, las barreras para que un mayor número de personas gocen de un  seguro de gastos médicos mayores, aun a pesar de que los beneficios son insuperables y otorgan la certidumbre de una atención superior, sobre todo en comparación con el resto de las opciones con las que se cuenta actualmente en nuestro país.

La calidad y comodidad en todas las áreas de un hospital privado y la atención que ofrece sin duda lo vuelven atractivo y anhelado por muchos, pero el proceso de contratación y los rumores acerca de las complicaciones para el cobro de las reclamaciones, hacen que muchas personas, aun con el conocimiento y la posibilidad económica, terminen por desistir de adquirir un seguro de gastos médicos mayores y dejen pasar de largo la oportunidad de cuidar su salud de forma   efectiva sin arriesgar –y esto es muy importante– su estabilidad económica.

¿Qué se hace actualmente para ampliar La compra de seguros de GMM? Para hablar de lo que se hace actualmente primero veremos cómo ha cambiado la persona que ofrece este tipo de productos financieros al público en general. En un principio se escribía vendedor de seguros y se pronunciaba “fracasado”; así es, hace muchos años el que vendía seguros era una persona sin educación, con preparación profesional trunca y que   además no servía para hacer cosas importantes; ha tomado años, sangre, sudor y lágrimas transformar ese modo de ver a este personaje clave en el mundo asegurador.

Hay muchos nombres de mujeres y hombres que iniciaron y siguen promoviendo, instruyendo y construyendo asesores de seguros exitosos; motivándolos a pensarse, construirse y realizarse como empresarios y a invertir en sus marcas personales y a preocuparse por ello. Además, existen cientos de historias de agentes de seguros que por las más diversas razones se iniciaron en el sector asegurador y que unieron sus estudios profesionales o universitarios con la actividad empresarial de venta de seguros (actualmente son más exitosos en el ambiente asegurador que en el gremio al que pertenece su título universitario).

El proceso de contratación y los rumores acerca de las complicaciones para el cobro de las reclamaciones hace que muchas personas, aun con el conocimiento y la posibilidad económica, terminen por desistir de adquirir un seguro de gastos médicos mayores.

Es gracias a lo anterior que se han creado agrupaciones en donde se afilian estos empresarios y personas que ofrecen productos financieros a la población en general, teniendo estas asociaciones notoriedad en todo el sector asegurador y, cada vez más, en el económico; contribuyendo al  desarrollo de la actividad financiera en sus ciudades y en otros estados de la República.  Y no sólo eso, también contribuyen al contratar servicios y personal para poder realizar su  función de manera más profesional y acuciosa Es también importante mencionar que las aseguradoras han creado, incluso, Universidades para capacitar a su fuerza de ventas, poniendo especial interés en formar recursos que tengan una visión empresarial y que ésta lleve a nuevos socios a que se interesen en la comercialización de seguros. Actualmente se le conoce como “Asesor” o “Agente Financiero” y en buena medida lo es, ya que actualmente un seguro, de cualquier índole, es visto como una inversión a largo plazo para subsanar un percance y evitar, en la medida de lo posible, utilizar recursos propios que acabarían por desestabilizar la situación económica personal y/o familiar.

¿Qué hay más allá de un seguro de GMM? ¿Qué tal contar con el apoyo para realizar el dictamen y análisis de gastos médicos de tus clientes antes de entregarlo a la aseguradora? Y, además, poder hacerlo en línea. Tener el dictamen médico en un plazo no mayor a 48 horas. ¿Y cómo le vendría a la agencia la posibilidad de contar con un médico?

Es también importante mencionar que las aseguradoras han creado, incluso, Universidades para capacitar a su fuerza de ventas, poniendo especial interés en formar recursos que tengan una visión empresarial y que ésta lleve a nuevos socios a que se interesen en la comercialización de seguros. Actualmente se le conoce como “Asesor” o “Agente Financiero” y en buena medida lo es, ya que actualmente un seguro, de cualquier índole, es visto como una inversión a largo plazo para subsanar un percance y evitar, en la medida de lo posible, utilizar recursos  propios que acabarían por desestabilizar la situación económica personal y/o familiar.

¿Qué hay más allá de un seguro de GMM? ¿Qué tal contar con el apoyo para realizar el dictamen y análisis de gastos médicos de tus clientes antes de entregarlo a la aseguradora? Y, además, poder hacerlo en línea. Tener el dictamen médico en un plazo no mayor a 48 horas. ¿Y cómo le vendría a la agencia la posibilidad de contar con un médico  dictaminador las 24 horas los 365 días del año a unos cuantos clicks de distancia? ¿Qué tal un médico experto en seguros como los grandes brókers internacionales a un precio totalmente adecuado al mercado mexicano?

¿Quién puede ofrecer todo esto? Afortunadamente éste es un servicio que existe en México y que cuenta con todo lo anterior y  mucho más. Médicos Asociados Nocrala Selarom ofrece soluciones diversas a un amplio sector, cada vez más exigente, de la medicina privada y de seguros, siempre satisfaciendo  los requerimientos y necesidades de todos  sus clientes.

Uno de los productos más interesantes y a la vanguardia en el sector asegurador en México es Dicatamed, una solución tecnológica de amplia cobertura para un servicio de calidad en los seguros de gastos médicos mayores.  Es el sistema pionero en México y Latinoamérica para el dictamen y análisis de gastos médicos mayores en línea. Su diseño ofrece beneficios tangibles para aseguradoras, agentes, vendedores, promotores y asegurados. Su capacidad de operación asciende a más de 1,000 casos dictaminados por mes. Se caracteriza por ser robusta, intuitiva y funcional. Además de que opera desde cualquier computadora, tablet o teléfono celular con acceso a Internet.  Administra de forma fácil y segura todos los casos que recibe; cada dictamen se entrega en un plazo de 24 a 48 horas posteriores a la entrega de la documentación, entre otros.

¿Imaginas poder ofrecer esto a tus clientes, colaboradores y personal de tu agencia? Sumar los beneficios de un asesor financiero comprometido con su cliente más un producto de este tipo, dará como resultado la excelencia en el servicio en GMM, lo que producirá mejores negocios, ampliará la cartera de clientes, y la tecnología y la innovación serán parte integral de su actividad cotidiana dentro del campo de los seguros.

Enrique W. Alarcón

Director Médico Administrativo

Médicos Asociados Nocrala Selarom

Médicos Asociados Nocrala Selarom fue fundada en 2010. Su objetivo principal es poner los conocimientos de medicina y seguros al alcance de todos para fomentar una sociedad más informada y comprometida con su salud física y financiera; a través de tres productos: Dictamed, Médico a Domicilio y Red Médica. www.nocralaselarom.com